Cuando conduces un automóvil debes tener un gran cuidado y todos tus sentidos en alerta. No solo por ti, sino por los posibles peligros a los que estás expuesto cada vez que sales a la calle.

Existen ciertas precauciones esenciales que debes tomar para garantizar tu seguridad y la de los tuyos. Te las decimos:

  • Respeta las señales de tránsito: la mayoría de los accidentes ocurren por no respetar la señalización.
  • No hablar por el móvil mientras se conduce: parece una obviedad, pero son muchas las personas que aun circulan hablando con su móvil, sin detenerse a pensar en las consecuencias.
  • Respetar los desvíos, calles en reparación y bloqueos por accidentes: estos siempre se encuentran correctamente señalizados con conos viales, que indican que hay que desviarse, o ante la duda, detenerse.
  • Por último, respetar las velocidades establecidas dentro de las ciudades y en las autopistas, lo cual hará que corramos menos riesgo en caso de tener que realizar una maniobra de emergencia.
Categorías: Industria